Geocaching

Ayer por la noche, después de cenar, decidimos ir de caza en busca de algún caché por la zona de la Sagrada Familia… y lo encontramos. Concretamente fue el GC52N0E.

GC52N0E
GC52N0E

Para ir en busca de cachés o geocachés es necesario que te des de alta en Geocaching.com (puedes cambiar el idioma de la página al final de esta) y que te descargues en tu teléfono alguna de las aplicaciones de localización como por ejemplo c:geo (es la que utilizo yo en Android).

Smart contracts en Ethereum

Cristian y Vicens me explicaron ayer lo que era un Smart Contract en Ethereum de forma sencilla: básicamente es un archivo compuesto por un trozo de código ejecutable más un trozo de datos que uno de los sujetos que intervienen en el “contrato” envía a la red Ethereum.

Smart Contract
Smart Contract (original en Coinbase)

Ese Smart Contract se ejecuta en los nodos de la red desde donde se comunica con el/los otro/s sujeto/s parte del contrato. El Smart Contract se programa en Solidity.

Ya se que he simplificado mucho y que no he hablado de permisos, Ethers y 50 cosas más así que si quieres saber más puede echar un vistazo a The Greeter o a Coindesk.

¿Qué hiciste hace 9 meses y 17 días?

Si no quieres que nadie sepa lo que hiciste hace 9 meses y 17 días,… ni ningún día, lo que debes hacer es deshacerte de tu teléfono móvil porque sino, vas a estar rastreado las 24 horas del día.

Al menos, si estás en Android, Google te muestra tu histórico de desplazamientos y puedes desconectarlo, pero piensa que las compañías telefónicas siempre van a saber donde estás.

Tu Cronología en Google Maps
Tu Cronología en Google Maps

Símplemente, ve a Google Maps en tu teléfono (o directamente desde la web) y en el menú de la izquierda pincha en “Tu Cronología“. Saltarás a un menú en el que puedes seleccionar el año, mes y día exacto y Google te mostrará un mapa con todos los sitios a los que fuiste ese día y a que hora.

Olvídate de Skype: Utiliza Zoom

Desde que Skype fue adquirida por Microsoft, la aplicación no levanta cabeza. Para cualquiera que sea usuario de Skype sabrá que a la que intentas montar una videoconferencia con varias personas, compartir escritorios o configurar dispositivos, la tarea puede hacerse muy cuesta arriba. Y ya no hablamos de Skype for Business, una auténtica calamidad.

La alternativa se llama Zoom. La utilizo desde hace casi 3 años y estoy encantado. Permite videoconferencias de hasta 50 personas a la vez, la calidad de vídeo y audio es sin duda la mejor y es la que requiere un menor ancho de banda. Además para cambiar de cámaras o micrófonos es muy fácil e intuitivo.

Nuestro "all hands meeting" a través de Zoom
Nuestro “all hands meeting” a través de Zoom

La versión gratuita permite llamadas de hasta 40 minutos y la de pago no tiene límite y permite un montón de cosas más como grabación, etc.

La versión para teléfono también funciona muy bien y lo mejor de todo es que cuando quieres invitar a otro a una reunión, no es necesario que esté dada de alta; solo clicando en un link, la aplicación se configura y arranca.

VaultPress para WordPress

Desde hace unos días estoy utilizando VaultPress, la aplicación de backup automático para WordPress de la que estoy ciertamente contento y que viene con Jetpack.

VaultPress
VaultPress

Por tan solo 39$ al año, VaultPress realiza un backup diario asegurando la recuperación de toda la aplicación, plantillas, personalizaciones y contenido de WordPress.

VaultPress desde WordPress.com
VaultPress desde WordPress.com

La interfaz es bastante sencilla y se puede acceder directamente desde el escritorio de tu WordPress o desde wordpress.com en el caso de que tú instancia esté inaccesible o haya desaparecido (en cuyo caso necesitarás restaurar la última copia realizada por VaultPress).

Cold wallets

Una buena alternativa para el almacenamiento de criptomonedas (Bitcoins, Litecoins, etc…) es utilizar los llamados “Cold Wallets” (ver cold storage) que son dispositivos USB donde puedes guardar tus monedas sin tener que recurrir a servicios de terceros como Coinbase.

Hacer esto solo tiene sentido si realmente queremos almacenar estas monedas durante bastante tiempo y estar completamente seguros que no vamos a perderlas aunque las empresas con las que operamos quebrasen o fueran hackeadas.

En los últimos tiempos han aparecido algunos cold wallets en el mercado como el Trezor o el Ledger Nano S que es el que más me gusta.

Ledger Nano S
Ledger Nano S

Lo bueno que tiene el Ledger Nano S es que es pequeño, barato (70€), bonito y encima lo utiliza mucha gente.

GDAX

Si necesitas ir un paso más allá en las transacciones con Bitcoins, Ethers y Litecoins, GDAX es una extensión de Coinbase que permite ejecutar compras y ventas condicionadas así como un análisis más detallado de las operaciones y precios en el tiempo.

GDAX
GDAX

Puedes hacer traspasos entre GDAX y Coinbase inmediatos y el proceso de alta es bastante rápido pese a que necesitas algún documento tipo DNI o similar y la cámara de tu ordenador.

¿Dónde comprar Bitcoins y Ethers?

El sitio que utilizo desde hace más de 2 años para comprar y vender Bitcoins, Ethers y Litecoins es Coinbase, una empresa americana que opera en 190 países.

El procedimiento es sencillo: primero tienes que hacer una transferencia a una cuenta bancaria de Coinbase in Letonia (para que nada salga de la Unión Europea) y a partir de ahí ya dispones de un “monedero virtual” con el que puedes comprar  y vender cryptomonedas.

Cuando decidas desinvertir y recuperar tu dinero, solo tienes que ordenar una transferencia de vuelta a tu cuenta bancaria en España y en la próxima declaración de la renta, declarar los beneficios que has obtenido (diferencia entre lo que recuperaste y lo que enviaste). Además, si el valor de la suma de tus monederos en Coinbase es superior a 50.000€ tendrás que hacer la Declaración de Bienes en el Extranjero antes del 31 de marzo de cada año.

https://www.coinbase.com
https://www.coinbase.com

Si no quieres devolver tus beneficios a tu cuenta bancaria, siempre puedes gastártelos comprando en tiendas que acepten Bitcoins.

Al fin Twitter sirvió para algo

Esta mañana he estado en el Juzgado de Newcastle. Después de estar viviendo unos meses en Inglaterra y de tener algunos problemillas con multas de tráfico, la Policía decidió llevarme a juicio no por haber excedido el límite de velocidad en dos ocasiones dentro de la ciudad sino por no haberme autoidentificado como conductor cuando así me fue requerido.

La realidad es que sí que lo hice y envié la carta desde España con los formularios cumplimentados y antes de hacerlo les saqué un par de fotos y publiqué este tweet anunciándolo:

Pues resulta que hoy, el Juez ha decidido declararme inocente porque con este tweet con fecha no modificable, entendía que las fotografías que presentaba no eran falsas o preparadas antes del juicio sino que había sido en Febrero cuando al menos cumplimenté los formularios y los ensobré. Ha entendido que el problema ha sido o del sistema de correos o de la Policía que han extraviado mi respuesta.

Twitter ha sido por una vez útil al ser utilizado como prueba inalterable.

Quitar blancos en la cabecera de Twenty Sixteen

Uno de los problemas de la plantilla Twenty Sixteen de WordPress es la cantidad de blancos en el header. La forma más sencilla de quitarlos, aunque no la más purista (debería estar en el CSS), consiste en abrir el archivo “header.php”, buscar <header id=”masthead” class=”site-header” role=”banner”> y añadir el espaciado (padding) dejando la línea de código como <header id=”masthead” class=”site-header” role=”banner” style=”
padding-top: 10px; padding-bottom: 15px”>.

En este caso he dejado 10 píxeles antes del título y 15 después del menú.